domingo, octubre 03, 2010

por piedad, por la mujer colombia. fraseos de octubre.

.policarpa salavarrieta. la pola.(1795-1817).
.uno.

uno se llena de latidos y genera ramajes donde ideas y accionares reposan su sudor.
uno sucumbe ante la textura de las letras y catapulta besos al ajetreo de estos días, tan de ayeres y tan de mañanas.
uno se deja incubar de poéticas y livianos asombros para no sobrecargar la jornada de tanto dolor.
mientras se avanza
uno se va viendo desde fuera y se parece a las montañas que anhelan luz
a los ríos que se quedan en el musgo
a la gota de sangre de todo lo vivo.

uno ya no más tartamudeo de maledicencias
uno ya no más principado de ficciones grises
se acicala uno para remar tanto y no zozobrar
para querer tanto y no encandilar quiebres

costillal que se expande y achica
temporalidad del respiro
uno vive
uno se desvive
para vivir(nos)

ya se trafica tanto
dice uno
ya se lacera tanto
sentencia el chispazo canalla
que el delirio plural no asombra
si no es tejido entre errores del nosotros.

este pendular de uno que ansía día y noche
sin metralla ni forzosa ocupación
este extrañamiento
este llorar de noche
este recordar
este vivir con todos en el uno que soy
activa el glande de mis anhelos

uno se erige
fructifica
y en la coordenada del hacer
digo en relincho

sabino humedad libre debe untarnos de lucha
palestina en fragor estrella nos unta de dignidad eterna
piedad mujer colombia desata el miedo del patriarcado malevo
mapuches río austral iluminan taquicardias de mi cintura cósmica
toda lucha del nosotros
me piensa en el uno que soy
me activa el plural anhelo de gestar abrazo y mirada al mundo

estas manos que me lloran
este libro que me alumbra
este destino treintañero
sanjacintosectornueveveredasietecasacerodos
me emancipa

enhebro pues nosotros
con amparos y gatos

mi ancestralidad
la nuestra
muestra sus banderas coloridas
su cascada poética
la historia de las madres
el secreto mujer - dilo-
el abismo hombre
el hambre y la geografía.


uno sucumbe ante la textura de las letras y catapulta besos al ajetreo de estos días, tan de ayeres y tan de mañanas.
mapeo mi abrazo parientes
nos duelo color luz
me inserto en el vos
iracundo lago y puerto
cicatriz carbón isla cemento ciénaga sal costa maquila adentro de tubos mechurrio inflamable

el teatro es esto
la memoria trajinando riesgos
los cuerpos agitando destinos
la dignidad abrazada a la gana de ser libres de una buena vez.


nicanor alejandro cifuentes gil
3 de octubre 8:51 p.m.
después de los relámpagos.



acá la digna performancia de la mujer hecha corporación colombiana de teatro. acá las mujeres, cuerpo curvado sensibilidad inmensa, huellan plantón frente a la Procuraduría General de la Nación (Bogotá Colombia). Desde "La Pola" Policarpa Salavarrieta enhebran dolor igual y gritan: Todas y todos somos Piedad.

.piedad córdoba. digna colombiana. mujer nuestramericana.

agradezco a Patricia Ariza y a Carlos Satizábal este alumbramiento.





.sudemos la solidaridad.
¿qué resistirá cuando el arte ataque?

Etiquetas: , , , , ,

1 Comments:

Anonymous Anónimo said...

¿Qué puedo comentar? Siento cada palabra escrita en este bello poema "después de los relámpagos" de la vida, del puerto de Maracaibo... Y el nudo en el cuerpo, al verlas allí, tocando tierra firme, renaciendo a la Pola, nuestras Polas, nuestras Patricias, nuestras Piedades... y una por aquí, lejos, sintiendo, porque a vos, Nicanor, te dio por re-contarnos, enlazarnos, juntarnos... Gracias!!! Hijo bolivariano tenías que ser!!!

5:00 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home